domingo, 17 de febrero de 2008

Fin de la Manta Niños

Por fin, he podido entregarle la manta a mi nieta el día de su primer cumpleaños. Faltaba acolchar, arduo trabajo, que al final te deja satisfecha, pero que a mí a pesar de que me gusta me resulta un poco pesado, pero merece la pena, sobre todo porque a máquina de momento no he tenido tiempo de practicar y no sé hacerlo mejor.
También quedaba hacer la etiqueta y en este caso me parecía que tenía que ser especial, y con unas cuantas telitas, hice una especie de sobre que levantando la tapa se ve el escrito, además de una fotito de mi nieta. La idea de tapar el escrito me pareció buena para proteger las letras y foto pues están hechas con la impresora y no sé qué tal de resultado dará a largo plazo.
La muñeca de trapo se la ha trabajado Viges, (para mi nieta) con un patrón de la revista Labores del Hogar. No me habia dicho que la estaba haciendo y cuando la vi, casi me moria de la risa, pues nunca hemos hecho nada de esto y le ha quedado perfecta.
















Podría haber bordado las letras, pero también es bueno que alguna vez hagamos uso de la tecnología.

3 comentarios:

  1. Felicidades Mari, que guapa es tu nietecita! Supongo que le habrá gustado su mantita, aunque es un poco pequeña, y ya la disfrutará más adelante cuando valore lo que le hacía su abuela!
    Besos

    ResponderEliminar
  2. La manta una belleza, que se opacada por la preciosura de la niña!!!!

    ResponderEliminar
  3. Cuando sea mayor, presumirá orgullosa de su abuela tan artista. Sin olvidara a las tias-abuelas, claro....

    ResponderEliminar


GRACIAS POR LA VISITA Y LOS COMENTARIOS.

Páginas vistas en total